SALUD MENTAL EN PANDEMIA: CONSEJOS PARA DISMINUIR LOS NIVELES DE ESTRÉS

El Covid-19 ha tenido un efecto enorme en nuestras vidas. Muchos se enfrentan a retos que pueden ser estresantes, abrumadores y provocar emociones fuertes en adultos y niños. 

El distanciamiento social es necesario para reducir la propagación del Covid-19, pero muchas veces pueden hacernos sentir aislados y aumentar el estrés y la ansiedad. 

El estrés puede provocarnos: 

  • Sentimientos de temor, enojo, tristeza, preocupación o frustración. 
  • Cambios en el apetito, los niveles de energía, deseos e intereses. 
  • Dificultad para concentrarse y tomar decisiones.
  • Dificultad para dormir o tener pesadillas. 
  • Reacciones físicas como dolores de cabeza, dolores corporales, problemas estomacales y sarpullido.
  • Agravamiento de problemas de salud mental.

Es normal sentir estrés, ansiedad, angustia y preocupación durante la pandemia del Covid-19. 

Existen muchas maneras de manejar el estrés. Te dejamos algunas para que puedas probarlas: 

  • Reconoce las cosas que no puedes cambiar. Aceptar que no puedes cambiar ciertas cosas te permitirá dejarlas ir y no alterarte. 
  • Evita situaciones estresantes. Siempre que te sea posible, aléjate de la fuente del estrés. Por ejemplo, si tu familia discute durante esta pandemia, date un descanso, escucha música o haz algo que te distraiga y relájate.
  • Haz ejercicio. Realiza actividad física lo más frecuente que te sea posible durante esta pandemia. Al hacer ejercicio, tu cerebro libera químicos que te hacen sentir bien. Debes hacerlo por al menos 30 minutos al día. 
  • Cambia tu perspectiva. Intenta desarrollar una actitud más positiva ante los desafíos. Debes hacerlo reemplazando los pensamientos negativos con pensamientos más positivos. 
  • Aprende nuevas maneras para relajarte. Las técnicas de relajación te ayudan a disminuir el ritmo cardiaco y reducir la presión sanguínea. Existen muchos tipos, desde respiraciones profundas y meditación como yoga y taichí. 
  • Conéctate con tus seres queridos. No dejes que el estrés se interponga entre tu familia y tu vida social. Haz videollamadas y pasa tiempo con tus familiares y amigos. Esto te ayudará a sentirte mejor. 
  • Duerme lo suficiente. Descansar suficientemente durante la noche puede ayudarte a pensar con más claridad y a tener más energía. Intenta dormir entre 7 y 9 horas todas las noches. 
  • Mantén una dieta saludable. Comer alimentos saludables te ayuda a darle energía a tu cuerpo y mente.
  • Aprende a decir que no. Si tu estrés viene de realizar demasiadas tareas en casa o en el trabajo, aprende a establecer límites. Pide ayuda a los demás cuando lo necesites.